Me gusta empezar a contar mi vida diciendo que soy de Santander. Porque creo que las raíces son importantes, y mucho de lo que soy ahora, del material sensible con el que trabajo parten de esta bahía.

Soy hija única y siempre he querido ser actriz (podéis sacar si queréis conclusiones, precipitadas) También soy miope y despistada.

Si me licencié en Periodismo antes de ir a Madrid, a estudiar Arte Dramático en la escuela de Cristina Rota, fue porque una cabezota Capricornio como yo, casi siempre, necesita un plan B antes de lanzarse a la piscina. Aunque en el plan Z la piscina esté igual de vacía.

Si cuando era pequeña, alguien me hubiera enseñado por un agujerito, que me iba a pasar lo que he vivido profesionalmente hasta ahora, yo firmaba. Pero claro, ahora quiero ésto y más... y en eso estoy. Con la impaciencia que me caracteriza, pero avanzando a pasitos pequeños en el mundo de la interpretación, que me llena y me hace feliz. 

Quisiera tener a ratos una vida más canalla con banda sonora de Joaquín Sabina, al que admiro como poeta, pero siempre me rajo.

Quisiera tener una vida tranquila, ser solo actriz a tiempo parcial, en perennes horas de tablas y rodajes, no siempre lo consigo. 

Quisiera que me tratara bien la vida, como todos.

Quisiera...saber siempre lo que quiero

Quiero que esta página, sea el lugar al que acudir cuando no queráis estar desinformados sobre mí.

Mi frase favorita de todos los tiempos es :"Lo consiguió porque no sabía que eran imposible", pero en ocasiones, no tengo más remedio y me cago en su maldito optimismo. Siempre me consolará un "no permitiré que nadie te arrincone". Y tengo la certeza que si escribiera esta minibiografía mañana lo haría de otra manera sin renegar de ésta. Un beso a tod@s los que estáis.

Facebook Twitter Instagram Blog